jueves, 22 de enero de 2015

Pin It

Widgets

Sobre ser auténtica...


Vivimos en una sociedad que nos enseña que belleza, talento y éxito son igual a AMOR. Es decir, que entre más bonita seas, más talentosa y atractiva, mejor te irá en el amor. Entonces, como mujeres nos sentimos presionadas a enfocarnos en lo físico, nos ponemos a dieta, nos vamos de compras, invertimos en maquillaje y cremas…pero eso no lo es todo. Nadie se enamora de verdad si no admira lo que la otra persona es y no sólo su aspecto. La atracción física puede servirte para captar la atención de alguien pero no garantiza nada a largo plazo. Contrario a lo que pensamos, lo perfecto no enamora. Lo que realmente logra que la otra persona se sienta conectada es atreverte a ser tú, mostrar tu luz, ser auténtica, perder el miedo a cometer errores…
Así que no tengas miedo, no tienes que pesar 45 kilos ni medir 1.80 mts, todas tenemos algo que nos hace únicas. Ser diferente no es ser mejor ni peor ni rara: ser diferente es ser tú misma. Ser tú, con todo lo que eso implica: lo bueno y lo “malo”. Saber que no te define tu cuerpo, ni lo que opinen de ti, te definen tus acciones. 

Ponle amor,
La Chica Bien